951 53 53 59 hola@iurban.es

Desde hace unos años es una tendencia transformarse en un territorio inteligente, bien sea un grupo de administraciones públicas, destinos de una misma zona geográfica o en su caso más común, una ciudad o municipio inteligente. Con esta transformación lo que en realidad se busca es mejorar la ciudad optimizando procesos, introduciendo herramientas (la mayoría de ellas tecnológicas), ahorrando dinero, mirando por el medio ambiente y en definitiva por el ciudadano y el visitante.

Son realmente amplios los aspectos que afectan tu transformación digital en ciudad inteligente. Las medidas impactarán sobre la economía de tu municipio, si bien se requiere inversión tanto inicial como en su mantenimiento, a largo plazo tendrás ahorros de costes en materiales, personal o en tiempos y mejora de los servicios.

En materia de Gobernanza mejorarás las comunicaciones con tus ciudadanos y visitantes, fomentando la transparencia, además de ser más efectivo en los servicios prestados. Por otro lado, podrás mejorar la movilidad mediante información, sensorización o puesta en marcha de servicios de movilidad personal. No hace falta recordar que toda inversión en medio ambiente es una inversión en el mismo destino, controlando el impacto del turismo sobre el territorio. Y finalizamos este breve listado destacando los beneficios en cohesión social o la mejora de la calidad de vida.

Por eso la conversión en ciudad inteligente no debería ser una moda sino una obligación porque conlleva múltiples beneficios, pero ¿Por dónde empiezo? Sigue estos siete pasos y podrás convertirte en un Destino Turístico Inteligente.

Paso 1: investiga los casos de éxito de otras ciudades inteligentes

Aunque no hace tanto tiempo que comenzaste a oír sobre las ciudades inteligentes en la universidad americana San Diego State University ya en 1997 hablaban sobre las smart communities, idea precursora de lo que hoy conocemos como destino turístico inteligente.

Desde entonces muchas ciudades han tomado este camino y existen diferentes rankings, premios, estudios y listados que califican a las ciudades inteligentes.

Valencia y Málaga han sido distinguidas por la Comisión Europea como Capital Europea del Turismo Inteligente, que reconoce cada año diversos Destinos Turísticos Inteligentes.

En los Premios IDC North America Smart City Awards, que van por su quinta edición, podrás ver ejemplos de proyectos pertenecientes a 14 categorías diferentes. También puedes consultar los premios de esta misma empresa Smart City Asia/Pacific Awards.

Los World Smart City Awards, organizados por el SmartCity Expo World Congress, tienen como objetivo reconocer y apoyar estrategias, proyectos e ideas innovadoras, todavía no se han celebrado, pero puedes consultar el resultado de años anteriores.

Por su parte Juniper Research también realiza un ranking de ciudades inteligentes basadas en un extenso estudio de ciudades de todo el mundo. Puedes buscar su estudio “Smart Cities: Key Technologies, Environmental Impact & Market Forecasts 2022-2026”.

Paso 2: elige tus ejes y tus acciones

Una vez te hayas inspirado con lo que han hechos otros destinos debes elegir tus propias actuaciones. Las administraciones ya trabajan en la gobernanza por lo que algunos puntos como la participación, la transparencia, el liderazgo o el intercambio de datos puede que los tengas ya avanzados.

La sostenibilidad ambiental puede contener actuaciones de movilidad urbana, eficiencia energética, recogida y tratamiento de residuos sólidos, abastecimiento, depuración y reutilización del agua, medición de parámetros ambientales o la gestión de edificios e infraestructuras públicas. Suele ser uno de los objetivos más frecuentes entre los destinos por temas tan actuales como el cambio climático.

En cuanto a la accesibilidad, dónde las administraciones públicas tienen que liderar la inclusión encaminada al acceso universal, pueden dividirse en acciones encaminadas tanto a la accesibilidad física como a la accesibilidad digital.

Con respecto a la digital la legislación ya había implantado medidas obligatorias para administraciones públicas en la web. No obstante, el material promocional totalmente digitalizado o en formatos específicos como audioguías o signoguías sigue faltando en muchos municipios.

En el apartado de conectividad, para ofrecer servicios de valor añadido al turista, una de las medidas que ofrecen muchas oficinas de información turística es el acceso a WiFi.

En los últimos años se ha aumentado la sensorización, que cubren diversas necesidades en los DTI. Dispones por ejemplo de sensores para medir las condiciones atmosféricas, la ocupación de aparcamientos, la fluidez del tráfico y el ruido, entre otras.

Paso 3: haz un plan director

Tu plan director será un documento vivo que te acompañará en tu gestión. En este plan anual se definen, estructuran y programan las actuaciones que desarrollan la estrategia. Se revisa cada año, introduciendo todos los indicadores y adaptando el documento al presupuesto disponible.  Esto permite estar alineado a los cambios del mercado y reorientar la estrategia.

Toca poner los números sobre el papel y los plazos con respecto al presupuesto económico que tengas. Divide en fases las diferentes inversiones y no te olvides de los gastos de mantenimiento. Un nuevo servicio por lo general lleva asociado un presupuesto anual para que siga en funcionamiento.

Es hora de designar a las personas responsables del equipo que liderarán la transformación digital de la ciudad inteligente o zona para la que estés trazando el plan. Es frecuente organizarse en torno a un ente gestor de destinos, de nueva creación.

impulsar comercio

Paso 4: Ayudas y subvenciones

En la actualidad existen diferentes ayudas, algunas recurrentes y otras que son puntuales. Tanto el gobierno central como comunidades autónomas, organismos supramunicipales, y otras instituciones tienen subvenciones destinadas al turismo y otras muy concretas para el turismo inteligente.

En el momento de escribir este artículo puedes solicitar las Ayudas para la transformación digital y modernización de las entidades locales que forman parte de la Red de Destinos Turísticos Inteligentes, cuyo plazo finaliza 13 de junio de 2022.

Junto con estas ayudas salieron también otras específicas para destinos que forman parte del Camino de Santiago.

Los Planes de Sostenibilidad Turística en Destinos para entidades locales se han convocado ya en varias ediciones, tanto ordinarias como extraordinarias. El último plazo de presentación de proyectos, con una dotación de 60 millones de euros, finalizó el 31 de marzo, aunque debes estar atento futuras convocatorias.

Paso 5: busca proveedores que te acompañen en tu transformación digital

Puedes contar con la ayuda de Segittur. La Sociedad Estatal para la Gestión de la Innovación y las Tecnologías Turísticas es un organismo público dependiente del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo que impulsa la innovación y la tecnología del sector turístico.

Además de ser la entidad que vela por la Red de Destinos Turísticos Inteligentes dispone de un listado de empresas colaboradas. Puedes buscar su catálogo de soluciones certificadas dónde te presentan no sólo a la empresa sino a las soluciones certificadas que disponen las empresas. Ahí podrás encontrar también las soluciones de iUrban.

Paso 6: El sistema de inteligencia turística

Es hora de unir todas las piezas. Debes elaborar un cuadro de mandos que te permitan una visión del customer journey del turista, desde el momento del descubrimiento del destino, en su visita y tras volver a su lugar de origen.

Tendrás que recoger todos los KPIs y datos estadísticos: visitantes atendidos, consultas, folletos descargados, presupuesto invertido, uso del hardware -tótems interactivos-, de aplicaciones, de redes sociales, email marketing, material multimedia, participación en encuestas, registro de visitantes… en definitiva todo lo que esté relacionado con las soluciones DTI desplegadas.

Todos los datos confluirán en un dashboard dónde podrás valorar los progresos de ser un Destino Turístico Inteligente, midiendo incrementos anuales y previsiones.

Paso 7: Tu oficina de turismo, tu mejor ejemplo

El movimiento se demuestra andando y es tu oficina de turismo, el principal punto de contacto entre el turista y el destino, dónde tienes que implantar la mayor parte de las actuaciones.

El registro de visitantes te permitirá no sólo saber la procedencia, número de consultas y tipo de consultas, sino que obtendrás los datos del turista para usarlo en un CRM.

Dentro de oficina o punto de información podrás ubicar tótems de interior, pantallas interactivas en pared, atriles y otros soportes con QRs o NFCs. Esto te ayudará a agilizar las colas, ya que estos dispositivos físicos pueden resolver las consultas y facilitar folletos en formato digital mientras el informador atiende otras personas o se centra en otras tareas.

El escaparate interactivo te permite prestar servicio mientras la oficina no está abierta al público. Incluso 24/7 si así lo deseas, porque también se pueden apagar a horas dónde es previsible que no tenga uso, como altas horas de la madrugada.

En el exterior puedes instalar tótems exteriores o pantallas en la fachada. Además de la información, los tótems que se instalan en la vía pública pueden llevar sensores para medir ruidos, la calidad del aire y otros ejemplos que hemos visto antes.

Consigue la guía 10 pasos para digitalizar tu municipio

¿Quieres saber cómo digitalizar tu municpio? Bájate nuestro ebook y conoce los 10 pasos para convertirte en un destino turístico inteligente. Si ya has iniciado tu digitalización utilízalo a modo de check list para realizar una autoevaluación. Rellena el siguiente formulario y descarga gratis la guía.